Comunicado Granada

Comunicado para Granada. 26/03/2015

Lamento mucho no poder estar hoy aquí con ustedes con motivo de la proyección de mi película “La cena” para clausurar el ciclo de proyecciones que tiene su origen en el Museo Reina Sofía.

Teniendo en cuenta que estoy rodando una película, no fue fácil encajar este viaje, pero hasta el día 18 todo estaba planificado y cerrado para vernos en Granada.

La última vez que estuve en Granada fue en 2008 para rodar Mudanza en la Huerta de San Vicente, invitado por la exposición Everstill-Siempretodavia y la Fundación Federico Garcia Lorca, dentro del marco favorable a la recuperación de la memoria histórica y entorno a un poeta y ciudadano de referencia, Lorca.

El día 18 José Luis Chacón me manda este correo:

“Siguiendo instrucciones de instancias superiores y sintiéndolo mucho, debemos abortar el viaje y la presentación del sr. Portabella en Granada, me lo acaban de comunicar y así también lo hago para evitar males mayores”…”lamento las molestias”.

El día 24 me manda este otro:

“He mantenido una reunión con el Sr. Diputado en la que hemos podido aclarar algunos malentendidos, las responsabilidades recaen sobre mí. Me pide el diputado que reconduzca la situación y así lo hago saber”.

No se trata de ningún mal entendido. Está claro que el responsable del veto a mi presencia, en el último acto de este ciclo, es el diputado de cultura. Tampoco dice mucho en su favor el hecho de ampararse en José Luís Chacón como responsable, obligándole después a reconducir la situación.

Mi actitud es la de solidaridad para con José Luís Chacón y para con todas las personas dedicadas con esfuerzo a mantener espacios de debate y encuentros entorno a la cultura en todos los formatos. Por esta razón no retiro mi película. Se trata de una cena de cinco expresos políticos que entre todos acumularon cincuenta años de prisión cumplida. Para mí son un referente ejemplar de coherencia política, ética y de una enorme generosidad por la que merecen estar aquí hoy, más allá de vicisitudes ocasionales fruto de la intolerancia.

No os podéis imaginar cuánto siento no estar aquí. Pero creo, convencido, que es la decisión adecuada para hacer evidente una evidencia y dar visibilidad a lo que se pretende ocultar.

Muchas gracias,

Pere Portabella

Autor:Pere Portabella
Tornar